miércoles, 24 de febrero de 2016 - 11:47 a.m.

“Es un sueño para mí haber saltado de la C a jugar en Primera División”

Por Guido Cichello. El pibe Alexis Soto que surgió de Dock Sud, no pude creer lo que está viviendo jugando de titular en la Primera de Banfield. Dice que haber jugado en el ascenso lo marcó para valorar su presente, que lo tiene como uno de los mejores jugadores de éste torneo y con proyección para jugar en el exterior.

soto banfield bien¿Cómo se dio tu llegada a Banfield?.

-Mi llegada al club fue gracias a Manuel Maddoni, que fue a Dock Sud cuando estábamos en la C y me dio una mano. Me consiguió contactos, acá estaba el profe Leandro Stilitano (hoy ayudante de Holan en Defensa y Justicia) que habló muy bien de mí y vine a reserva en enero del año pasado y en junio Almeyda me subió para hacer pretemporada con primera.

Me imagino que te habrá servido mucho la experiencia en la C para valorar todo lo que te pasa ahora.

-La verdad que jugar en el ascenso y después jugar en la Primera de Banfield no me lo esperaba. Es un sueño hecho realidad. Estando en la C dar el salto en Primera División no me lo esperaba. Quizás sí una B Metropolitana o Nacional, pero de golpe llegué acá y tengo compañeros como Erviti o el Tanque Silva, es un sueño hecho realidad para mí.

¿Qué sentís en éste momento y cómo mantener la calma tras haber jugado muy buenos partidos en éste comienzo de torneo?.

-Siento mucha alegría y felicidad porque hago lo que me gusta. Es algo que se siente muy bien dentro y fuera de la cancha. Trato de mantener la tranquilidad, siempre van a hablar, no sólo de mí sino de otros jugadores. Tengo que mantener los pies sobre la tierra.

¿Cómo se fue dando todo, hasta que te ganes un lugar de titular?.

-Mucho no me esperaba jugar, pero siempre de a fuera me entrené para ésta oportunidad. Todos me decían que tenía que estar bien preparado por si me tocaba jugar. Por suerte hice caso y estoy bien física y mentalmente.

Ahora todo el mundo habla de vos, ¿Cómo lo tomás?.

-Hay que seguir metiéndole, con tranquilidad. Siempre paciente y sabiendo que tengo que tener los pies sobre la tierra.