sábado, 03 de febrero de 2018 - 09:34 p.m.

Fue empate en cero ante Atlético de Tucumán

Por Guido Cichello. Dentro de un partido sin mayores emociones, el Taladro igualó en casa sin goles ante el siempre difícil Atlético de Tucumán. Falcioni puso a los pibes, y estos no defraudaron. Se sumó un punto valioso y sobre todo, mucha experiencia en jugadores que son el futuro del club.

Si bien ganar en casa es siempre una obligación, en este caso, con un equipo alternativo, plagado de juveniles, lo más importante era no perder. Banfield por momentos demostró que quería quedarse con los tres puntos, pero nunca rompió el libreto propuesto por Falcioni, ese de esperar al rival en la zona media, tener poca distancia entre líneas, y mostrarse siempre ordenado y bien parado. Nadie rompió esa regla, y quizás por eso Banfield no tuvo sorpresa y generó poco peligro en el arco rival. Así todo, contó con un par claras, pero también el rival las tuvo. Atlético, con todo su equipo titular, el mismo que disputará la Copa Libertadores, no fue más que el Taladro. Por momentos controló la pelota, pero no fue profundo. El promedio de edad de Banfield fue de 22 años en este partido, algo para destacar. Hay material como para ilusionarse de cara al futuro, fueron los primeros pasos en la mayoría de éstos juveniles que piden a gritos sumar minutos para ganar en experiencia y así consolidarse en la máxima categoría de nuestro fútbol. El Banfield B de hoy, está lejos del Banfield A que genera situaciones de gol, que sabe cuando tener pausa y cuando acelerar, pero de a poco irá teniendo la confianza necesaria. El gran objetivo está puesto en el partido de Copa en Ecuador, allí estarán puestas las fichas. No la tendrá fácil el equipo en la altura, pero estos jugadores están acostumbrados a jugar finales, y ante Independiente del Valle será una de ellas.